0746Ya están colocados en nuestra sala de exposición los varales del paso de palio después de finalizar la segunda fase del proyecto integral de su restauración. En una primera fase, antes de Semana Santa de este año, se remodelaron las bases y se platearon algunas piezas como consecuencia de esta reforma. Pasada la Semana Santa, se acometió la segunda fase, consistente en la consolidación y plateado de todas las piezas del varal.

El proyecto de restauración de los varales llevaba tiempo esperando la ocasión de ser acometido en su totalidad, pues hasta ahora, después de más de cuarenta años de su ejecución, sólo se habían plateado una vez y arreglado numerosas piezas sueltas que con el paso del tiempo cada vez estaban más deterioradas, debido, sobre todo, a la presión que ellas mismas con su propio peso ejercían unas sobre otras.

0747 0748

 

Después de la Semana Santa de 2013 se inició la primera fase, que consistía en la remodelación del basamento del varal que en el propio diseño de Cayetano González no estaba bien definido y que guardaba una evidente desproporción con el resto de la obra, pues hubo que recurrir entonces a unos pesadísimos contrafuertes de fundición que funcionaban estéticamente en el perfil del paso, pero no así en el frente, donde resultaba un “corte” en la capilla del basamento. Por otro lado, el enorme tamaño de las bases dificultaba el movimiento del palio, habiéndose intentado solucionar el problema con ingeniosos mecanismos que no acababan de resultar efectivos. Así pues, respetando siempre el diseño original, y después de múltiples bocetos y maquetas a tamaño real, se decidió disminuir el tamaño del basamento “vaciándolo” de los elementos que lo desproporcionaban: la cornisa se redujo, las pilastras antes adosadas se colocaron de forma exenta y las cuatro capillas se igualaron, conservando las originales del frente, con el apostolado, y la trasera, con el mismo elemento decorativo; en los laterales se repitió la misma jarra de azucenas que figura como elemento decorativo y alegórico en los tubos superiores del varal. La diferencia de altura se suplió con nuevas piezas intercaladas entre los tubos que siguen al basamento. Asimismo, se redujo de tamaño una pieza de la parte de arriba que dañaba los bordados de las nuevas bambalinas.

0757 0758

 

Pasada la Semana santa de 2014, se inició la segunda fase, consistente en “aglutinar” las piezas en tres grandes bloques soldándolas entre sí y fijándolas sobre unos tubos suplementarios interiores que van atornillados al “alma” o tubo interior del varal. De este modo se reduce el impacto de las “levantás” sobre los elementos, antes sueltos, de los varales que ya no ejercen presión unos sobre otros y que forman una estructura única y sólida a lo largo de los casi tres metros del varal. Todas las piezas han sido plateadas y pulidas convenientemente y los varales, además de ofrecer un aspecto inmejorable y estéticamente equilibrado, funcionan a la perfección en el movimiento del palio, como quedó demostrado en la salida penitencial del pasado Viernes Santo.

0749 0750
0751 0756
0752 0753
0754 0755
A %d blogueros les gusta esto: